3

EL APÓSTOL PABLO
Y LOS 12 APOSTOLES

por K. R. Blades

 

Un evento de gran importancia sucedió cuando al Señor Jesucristo regresó del cielo inesperadamente y se le apareció a Saulo de Tarso ( también conocido como Pablo), tal como es mencionado en Hechos 9. El Señor no regresó del cielo solamente para salvar a Pablo; no para que Pablo dejara de perseguirlo. Más bién el Señor regresó para hacer a Pablo un nuevo apóstol. El Señor se le apareció a Pablo, porque como el mismo dice en Hechos 9:15, este hombre, Pablo…

“instrumento escogido me es éste, para llevar mi nombre en presencia de los gentiles y de reyes, y de los hijos de Israel”.

Pablo era el “instrumento escogido “ del Señor. El Señor tenía una función especial que el tenía que cumplir y una obra que realizar. El Señor había nombrado a Pablo como un apóstol — un nuevo apóstol.

El por qué el Señor hizo ésto cuando ya tenía a los doce apóstoles funcionando es la pregunta que debe surgir en nuestras mentes cristianas y la razón que definitivamente necesitamos para entenderlo y apreciarlo. Desafortunadamente, la mayoría de las veces el porque el Señor comisionó a Pablo a ser un nuevo apóstol está en oposición directa con el testimonio de la Palabra de Dios.

Se dice comunmente que el apóstol Pablo debería haber sido el sustituto de Judas en Hechos 1 y no Matías. Se dice frecuentemente que Pedro y los demás apóstoles actuaron precipitadamente al reemplazar a Judas y cometieron un error al ordenar a Matías. El Señor escogió a Pablo desde un principio, se dice. Pablo era el “escogido” del Señor, no Matías. Por esta razón, el Señor para corregir el acto impetuoso de Pedro y los demás tuvo que regresar del cielo personalmente para nombrar a Pablo.

Aunque esta manera de pensar y explicar es generalmente muy común entre los cristianos, un exámen de las escrituras nos mostrará que es incorrecto. Un cuidadoso estudio de la palabra de Dios en esta materia nos enseñará, primeramente, que Pedro y los demás apóstoles NO estaban equivocados al nombrar a Matías para reemplazar a Judas como se menciona en Hechos 1 sino que Matías ERA el escogido de Dios para reemplazar a Judas. Más que todo, un exámen de las Escrituras nos enseñará que Dios, como Pablo nos explica, que la razón por la cual El escogió a Pablo para ser un nuevo apóstol fué para presentar la entrada de un nuevo programa o administración: “la dispensación de la gracia de Dios” a los gentiles.


DIOS ESCOGIÓ A MATÍAS

Hechos 1 nos enseña que de ninguna manera Pedro y los otros actuaron con prisa o contrarios a la voluntad de Dios al ordenar a Matías. Ellos actuaron con conocimiento y en perfecto acuerdo con Dios y con Su obra, en progreso, con Israel en esos momentos. Como Pedro declara después de la ascención del Señor a los cielos, el asunto de Judas “era necesario que se cumpliese”.

“En aquellos días Pedro se levantó en medio de los hermanos ( y los reunidos eran como ciento veinte en número), y dijo: Varones hermanos, ERA NECESARIO QUE SE CUMPLIESE LA ESCRITURA EN QUE EL ESPÍRITU SANTO HABLÓ ANTES POR BOCA DE DAVID ACERCA DE JUDAS, que fué guía de los que prendieron a Jesús, y era contado con nosotros, y tenía parte en este ministerio… PORQUE ESTÁ ESCRITO EN EL LIBRO DE LOS SALMOS: SEA HECHA DESIERTA SU HABITACIÓN Y NO HAYA QUIEN MORE EN ELLA Y TOME OTRO SU OFICIO”. (Hechos 1:15-20)

Lo que el Espíritu Santo explicó en relación a Judas “desierta su habitación” y “no haya quien more en ella” fué cumplido como Pedro señaló. Pero el punto “que tome otro su oficio’ no había sido cumplido. Pedro y los demás sabían el contenido de los Salmos. El Señor les abrió los ojos para entender las Escrituras y ellos acababan de estar con el Señor unos 40 días, aprendiendo estas cosas y recibiendo mandamientos de El. Ellos sabían las cosas sobre Judas por el contenido de los Salmos y por la manera de obrar de Dios y Su creciente programa con Israel. Ellos sabían que de acuerdo al programa de Dios expuesto en los Salmos, que otro tenía que ocupar el puesto de Judas en ese momento. Es por esta razón que Pedro declara enfáticamente que “de estos hombres… UNO SERÁ HECHO TESTIGO CON NOSOTROS, DE SU RESURRECCIÓN”. Era necesario que se cumpliesen las Escrituras y éso lo entendieron Pedro y los demás en este tiempo. Por lo tanto, ellos no estaban actuando de prisa o contrario a la voluntad de Dios.

Además, aunque es obvio el hecho de que el Señor expuso la calificaciones del que debía sustituir a Judas, éstas mismas prohiben a Pablo ser el sustituto. Pedro explica las mismas en los versículos 21-22 diciendo…

“Es necesario pués, que de estos hombres QUE HAN ESTADO JUNTO CON NOSOTROS TODO EL TIEMPO QUE EL SEÑOR JESÚS ENTRABA Y SALÍA ENTRE NOSOTROS COMENZANDO DESDE EL BAUTISMO DE JUAN HASTA EL DÍA EN QUE DE ENTRE NOSOTROS FUÉ RECIBIDO ARRIBA, uno sea hecho testigo con nosotros, de su resurrección”.

Estas calificaciones no fueron creadas por Pedro, mas bien eran las que el sabía que el Señor había establecido en Mateo 19:27 - 28; Lucas 22: 28-30 y Juan 15:27. Justo y Matías calificaron, como establece Hechos 1:23. Pablo no calificó, para no mencionar que era enemigo del Señor en esos momentos.

Por lo tanto, Pedro y los demás no cometieron un error al ordenar a Matías para “ que tome la parte de este ministerio y apostolado, del que cayó Judas por transgresión”. Aún ellos “ echaron suertes” y fué correcto y de acuerdo con el plan de Dios con Israel (Proverbios 16:33). Matías era el escogido por Dios para reemplazar a Judas y él ocupó su posición correctamente. Aunque Pablo fué “instrumento escogido” lo fué para un ministerio y apostolado diferente.

EL APOSTOLADO ESPECIAL DE PABLO

Los primeros capítulos del libro de los Hechos explican la predicación y el ministerio de los 12 apóstoles del Señor a Israel de acuerdo con la misericordia de Dios a Su Nación y para dar “a Israel arrepentimiento y perdón de pecados”. Ellos proclamaron a Israel la llegada de los “postreros días” como fué profetizado y exhortaba a los “varones de Israel” a que aprovecharan la misericordia de Dios ofrecida a ellos, y de este modo “se salvaran de esta perversa generación” La advertencia del día de la ira del Señor profetizada se acercaba y el Señor estaba prolongando Su misericordia a ellos. ( Hechos 2:14-40; 3:19-26;5:30-32).

Pero como Hechos 1-7 relata, Israel despreció la misericordia de Dios y la culminación de su rechazo fué cuando apedrearon a Esteban. En este tiempo, como Esteban proclamó en la visión dada a él, el Señor estaba preparado para “que pongas a tus enemigos por estrado a tus pies” y comenzar el día de Su ira. (Hechos 7:51-56)

Pero, como Hechos 9 menciona, el Señor, en vez de comenzar el día de Su ira, hizo algo completamente inesperado y no profetizado. Él regresó del cielo y levantó un nuevo apóstol: Pablo. Lo nombró “apóstol de los gentiles” y lo designó para introducir a los gentiles “la adminstración de la gracia de Dios”, no profetizada, a nosotros, los gentiles. Dios le reveló a Pablo que Él estaba suspendiendo el día de Su ira y Su programa y Sus obras con Israel temporalmente y que estaba ofreciendo una dispensación de gracia a los gentiles. Como Pablo testifica…

“Por esta causa, you Pablo, prisionero de Cristo Jesús por vosotros los gentiles, si es que habeis oído DE LA ADMINISTRACIÓN DE LA GRACIA DE DIOS QUE ME FUÉ DADA PARA CON VOSOTROS; QUE POR REVELACIÓN ME FUÉ DECLARADO EL MISTERIO, como antes lo he escrito brevemente, leyendo lo cual podeís entender cual sea mi conocimiento en EL MISTERIO DE CRISTO, MISTERIO QUE EN OTRAS GENERACIONES NO SE DIÓ A CONOCER A LOS HIJOS DE LOS HOMBRES, como ahora es revelado a sus santos apóstoles y profetas por el Espíritu; que los gentiles son coherederos y miembros del mismo cuerpo y copartícipes de la promesa de Cristo Jesús por medio del Evangelio, DEL CUAL YO FUÍ HECHO MINISTRO POR EL DON DE LA GRACIA DE DIOS QUE ME HA SIDO DADA SEGÚN LA OPERACIÓN DE SU PODER”. (Efesios 3:1-7)

Dios le reveló a Pablo el “misterio de Cristo”: el propósito y el secreto que Dios tiene en Cristo con respecto a nosotros los gentiles y la “nueva creación” que Él está formando hoy. Este propósito secreto Dios lo “tenía escondido en Él” desde el principio, más lo ha dado a conocer ahora, antes de resumir Su programa y Su propósito con Israel.

El apostolado de Pablo ES especial y diferente de los 12. Pablo es el apóstol para nosotros, los gentiles, hoy, en esta presente administración de Su gracia. En sus epístolas, Dios ha puesto Su Palabra, expresamente PARA nosotros y SOBRE nosotros en estos momentos. Los 12 apóstoles, al contrario, fueron comisionados por el Señor en relación con Su programa con Israel. Por lo tanto, sus ministerios y escritos pertenecen al programa de Dios con Israel.

ALGUNAS DE LAS DIFERENCIAS

Aunque ésto sea un breve exámen de este tema, la siguiente lista de algunas de las diferencias entre el apostolado de Pablo y el de los 12 apóstoles ayudarán a esclarecerlo:

1. Los 12 fueron llamado apóstoles por el Señor durante Su tiempo en la tierra. (Mateo 10:1-4)

Pablo fué llamado a su apostolado por la reaparición, no esperada, del Señor Jesucristo del cielo. ( Hechos 9:1; 1 corintios 15: 8-10)

2. El apostolado de los 12 era solamente para Israel y primeramente para ellos, ya que el programa de Dios en ese tiempo era con Israel. ( Mateo 10:5; Hechos 3:25-26)

Pablo fué comisionado como “apóstol de los gentiles” y fué enviado a las naciones, porque la “administración de la gracia de Dios” es el programa de Dios para con nosotros los gentiles. (Romanos 11:13; Efesios 3:1)

3. Pedro y los otros apóstoles tenían el “evangelio de la circunsición” para proclamar las buenas nuevas de Israel, sus pactos y las bendiciones del reino. (Mateo 10:6-8; Gálatas 2:7-8)

Pablo tenía el “evangelio de la incircusición” encomendado a él; las buenas nuevas de Dios y Su paciencia hacia los gentiles para cumplir con un propósito secreto con nosotros. (Gálatas 2:7-8)

4. Bajo la comisión de los 12 y en vista de la crucifixión de Cristo, ellos buscaron el arrepentimiento de la nación de Israel. Ellos fueron acusados de su crimen y se le ofreció el perdón y las bendiciones de Dios para poder participar en el reino “que se acercaba” de Israel. (Hechos 3:12-26; 5:27-32)

Bajo la comisión de Pablo, el anunció la transgresión de Israel y que Dios había puesto, temporalmente, el programa de Israel a un lado, y que su restauración y el reino no vendría hasta después que “haya entrado la plenitud de los gentiles”. (Romanos 11:11-25)

5. Pedro y los otros apostoles anunciaron a Israel que sus “postreros días” estaban presentes y que ellos estaban viviendo en los días que todos los profetas desde Samuel en adelante habían anunciado.( Hechos 2:16-21; 3:24)

Pablo anunció que Dios es paciente y que El ha puesto a Israel y todas las cosas que estaban programadas a un lado y que “la hora y las estaciones” no serían cumplidas en esta dispensación. (Romanos 11:11-25; 1 Tesalonicenses 5: 1-11; 2 Tesalonicenses 2:1-7)

6. Pedro y los otros apostoles le proclamaron a Israel la llegada de los “tiempos de refrigerio” y los “tiempos de la restauración de todas las cosas, de que habló Dios por boca de sus santos profetas que han sido desde tiempo antiguo”. ( Hechos 3:19-22)

Pablo proclamó “la predicación de Jesucristo, según la revelación del misterio que se ha mantenido oculto desde tiempos eternos…” y “ escondido en Dios” desde los siglos y edades. ( Romanos 16:25-27; Efesios 3:1-6; Colosenses 1:25-26)

7. Los 12 fueron comisionados e iniciados para bautizar con agua en conexión con el “evangelio del reino”. (Juan 4:1-2; Mateo 28:19-20; Hechos 2:38)

El apóstol Pablo no fué enviado a bautizar con agua. (1 Corintios 1:17)

8. Los 12, bajo su comisión, operaron sobre la diferencia entre los judios y gentiles. (Mateo 10:5-7; 15:21-28;Hechos 3:25-26)

Pablo, bajo su comisión, declara, ahora que la diferencia de “aquel tiempo” no existe y que la “pared intermedia” ha sido derrumbada, que Dios ha hecho “ambos uno”. Ahora “no hay diferencia”. (2 Corintios 5:14-19; Efesios 2:11-14)

9. Los 12 observaron la ley y operaron juntamente con los “rudimentos del mundo” que empleaban.(Mateo 5:17-19; 23:1-3)

Pablo declara a nosotros que Dios no nos ha puesto bajo la ley, sino bajo la gracia, y que Él no está tratándonos hoy como hijos bajo la ley, con los “rudimentos del mundo”. (Romanos 6:14; Gálatas 4:1-11; Colosenes 2:8-17)

10. Los 12 fueron comisionados a predicar el “evangelio del reino” a Israel, y para manifestar las señales del reino a ellos. (Mateo 10:1-8)

Pablo fué comisionado para predicar el “evangelio de la gracia de Dios” a los gentiles y para manifestar las señales que afirman la realidad que Dios volvió a los gentiles.

11. Los 12 anunciaron a Israel la venida de la ira de Dios y estaban preparados por el Señor para ver y pasar, el tiempo de la tribulación. (Mateo 24:1-35; Hechos 2:14-40; 3:19-23)

Pablo nos declara la paciencia de Dios y la venida del Señor para reunirnos con Él, librándonos de la ira venidera. (1 Tesalonicenses 1:10; 4:13; 5:11)

12. Los 12 le predicaron a Israel el “evangelio del reino” durante los tres años del ministerio terrenal del Señor y no entendieron o apreciaron el significado de la muerte y resurrección de Cristo. (Mateo 16:21-23; Lucas 9:43-45; 18:31-34) después de la resurrección de Cristo, cuando Él les “abrió el entendimiento para que comprendieran las escrituras”, ellos entendieron la necesidad de los sufrimientos de Cristo, pero sólo a lo que pertenecía al reino de Israel y su gloria. (Lucas 24:25-27, 44-49; Hechos 1:1-12; 2:22-36; 3:12-21; 4:8-12)

A Pablo se le encomendó el significado completo de la cruz de Cristo. Su mensaje fué “la predicación de la cruz”, proclamándola en toda su gloria como el “poder de Dios y la sabiduria de Dios”. A él se le depositó el “debido tiempo” testificando de Cristo, dándose el mismo : “en rescate por todos”. También a Pablo le fué dada la revelación de “el misterio de la voluntad de Dios” y como va a ser cumplida por el carácter de la muerte y resurrección de Cristo. (1 Corintios 1:22-24; 1 Timoteo 2:1-7; 1 Corintios 2:6-8; Efesios 1:8-10)

13. Pedro y los otros apostoles buscaron y predicaron la herencia de Israel y Sus pactos del reino terrenal. (Mateo 5:1-12; 19:27-30; Hechos 3:19-21)

Pablo, en conección con “el misterio de Cristo” nos dice que nuestra ciudadanía está en los cielos y que estamos sentados “juntamente en los lugares celestiales con Cristo Jesús”. La “vocación” por la cual fuimos llamados está en los lugares celestiales, de acuerdo con Cristo, siendo Él la cabeza de todo principado y poder. (Filipenses 3:20-21 ; Efesios 1:19-23; 2:6)

14. Los 12 solamente sabían del regreso del Señor Jesucristo después del tiempo de la tribulación. (Mateo 24:15-35; Hechos 1: 9-12; 3:19-21)

Pablo, como parte de la revelación del misterio dada a él, nos enseña sobre la venida del Señor Jesucristo a nosotros antes del día de su ira. (1 Corintios 15:50-52; 1 Tesalonisences 4: 13; 5:11)

15. Los 12 funcionaron en conección por el llamado de Dios a Israel de ser la semilla que heredaría el reino.(Mateo 16:13-20; 21:33-45; Lucas 12:32)

Pablo funcionó como el “apóstol de los gentiles” en relación con el hecho de que Dios puso a un lado el programa de Israel y a los judios y gentiles en un mismo plano, “para crear en si mismo, de los dos, un solo y nuevo hombre”, la “nueva creación”, la iglesia, el cuerpo de Cristo. (Efesios 2:11; 3:12)

16. Los 12 fueron comisionados en sus apostolados para traer la rebeldía de Israel a una cabeza y así vindicar el derrame de la ira de Dios sobre esa generación. (Mateo 23:29-36; Lucas 11:45-51)

Pablo fué comisionado para proclamar que Dios, en su sufrimiento y Su paciencia está extendiendo su misericordia y gracia a todos, a pesar de la rebelión de Israel. (Romanos 11: 28:36)

17. Los 12 buscaban proceder con los gentiles a través de la regeneración y gloria de Israel. (Mateo 28:16-20; Lucas 24: 44-49; Hechos 1:1-8; 3:25-26)

El apóstol Pablo fué comisionado por Dios y enviado a nosotros los gentiles en conección con la caida y el tropiezo de Israel y el endurecimiento de Dios hacia la nación. ( Romanos 11:1-25)

18. Los 12 apostoles, en su llamamiento y comisión, estaban cumpliendo lo dicho por los profetas, y fueron enviados a Israel con las promesas de Dios a ellos. (Juan 17:6-12; Lucas 11:49-51)

El apóstol Pablo recibió un apostolado especial para nosotros los gentiles; no está basado en profecias o pactos con nosotros. (Romanos 1:1-5; Efesios 2:11-12; 3:1-9; 1 Timoteo 1:9-11)

Al leer los Evangelios de Mateo, Marcos, Lucas y Juan, nos damos cuenta como el Señor Jesucristo, durante su estadía en la tierra, separó a doce hombres a quienes nombró y encomendó la labor de ser apóstoles, como dice Lucas 6:13-16:


arrowl.gif (378 bytes)